Condensador industrial: qué es y sus características

condensador industrial

Sin lugar a dudas, no es posible concebir la vida moderna sin la refrigeración, específicamente, los equipos de frío industrial. Cada uno de sus elementos es fundamental para un funcionamiento óptimo, por lo que deben trabajar en conjunto y adecuadamente. Uno de esos elementos es el condensador industrial termodinámico, utilizado no solo en refrigeración, sino en otras industrias. Por ejemplo, en la producción de energía eléctrica, en centrales nucleares o en aire acondicionado. Pero vayamos por partes, en donde primero conoceremos qué es un condensador industrial.

Qué es un condensador industrial y sus características

Un condensador forma parte de los componentes de un sistema de enfriamiento, donde los otros son el evaporador, el compresor y la válvula de expansión. El condensador es un intercambiador que, como su nombre lo indica, condensa al vapor. Se encarga de transmitir el calor emitido por los vapores de refrigerante provenientes del compresor. Entonces el refrigerante se licua y pasa de vapor a líquido, enfriándose.

Para qué sirve un condensador industrial

En el caso de la refrigeración, el condensador va a encargarse de disipar el calor absorbido en el evaporador y de la energía del compresor. En el caso de una central térmica, el condensador va a encargarse de condensar el vapor procedente de la turbina de vapor. Este vapor está casi saturado y además se encargará de despachar el calor latente al exterior utilizando un fluido de intercambio como el agua. La superficie y el tamaño del condensador dependerán de la cantidad de fluido a comprimirse.

Tipos de condensadores industriales características

Condensador de aire. Se usa en lugares pequeños y cuentan con un serpentín o varios tubos de cobre por donde circula el refrigerante. El aire circula mediante ventiladores, y los condensadores pueden ser estáticos o de tiro forzado.

Condensador de agua. Este tipo de condensador utiliza agua como elemento secundario para enfriar el condensador y el refrigerante se condense. Esto es, el refrigerante en estado de vapor proveniente del compresor cede calor al medio exterior. El agua puede proceder de un río, de una torre de refrigeración, incluso del mar. Los condensadores de agua son más eficientes que los de aire.

Condensador de inmersión. Tiene un envolvente metálico atravesado por serpentines por donde circula el agua, cediendo calor al refrigerante. Puede colocarse de forma horizontal o vertical.

Condensador multitubular. El agua circula por dentro de los tubos que lo componen, que pueden ser de superficie extendida o lisa. Incluso quedan doblados en forma de U para que el agua pase dos veces antes de salir. Tiene un alto consumo de agua, pero suele recuperarse para que vuelva a circular.

Condensador evaporativo. Este tipo de condensador utiliza tanto agua como aire de manera simultánea. Se trata de una torre de recuperación con un sistema de aire a contracorriente. Consta de un serpentín por donde pasa el fluido, así como de un ventilador, una bomba de circulación y un tanque. En este tipo de condensador hay una temperatura elevada de condensación que puede tener un impacto en el rendimiento.

Importancia de los condensadores en un equipo de refrigeración industrial

Como hemos visto, los condensadores forman parte del sistema de refrigeración industrial y se utilizan para abstraer el calor mediante el intercambio de calor. Existen diferentes tipos de condensadores, dependiendo del uso que se les requiere dar. Es importante la elección de un condensador de frío industrial y para ello se requiere de un especialista en refrigeración.

En Aliter somos especialistas en todo lo relacionado con cámaras de frío y refrigeración industrial, así como de sus componentes. No solo trabajamos con diferentes tipos de condensadores de frío industrial, sino que conocemos sus características. Si necesitas asesoramiento en climatización, equipos de frío o en la elección de condensadores para refrigeración industrial, contáctanos en nuestra web.